INFORME PREVIO  
   
  
   


    SEMANA INTERNACIONAL DE CINE DE VALLADOLID
                                           - 56 edición -
                                                      del 22 al 29 de octubre 2011

 
 

por Diego Rodríguez

 

  PALMARÉS - SECCIÓN OFICIAL

El máximo galardón, la Espiga de Oro, ha sido para la película Hasta la vista del cineasta belga Geoffrey Enthoven, que también ha recibido el premio de la Juventud de la Sección Oficial.

Les Neiges du Kilimandjaro del realizador francés Robert Guédiguian ha logrado la Espiga del Plata del certamen y el Premio del Público, otorgado por votación de los espectadores.

El Premio al Mejor Director ha recaído en la cineasta polaca Agnieszka Holland por su largometraje W ciemnosci (In Darkness). Y el Premio “Pilar Miró” al Mejor Nuevo Director ha sido para la directora española Paula Ortiz por su primera película De tu ventana a la mía.

La cinta canadiense Monsieur Lazhar, del director Philippe Falardeau, ha recibido el Premio “Miguel Delibes” al Mejor Guión, el Premio FIPRESCI de la crítica cinematográfica y una mención del Jurado AECID (Agencia de Cooperación Internacional para el Desarrollo).

La actriz china Zhou Dongyu protagonista de la película Shan zha shu zhi lian (Amor bajo el espino blanc)   del director Zhang Yimou ha logrado el Premio a la Mejor Actriz y el Mejor Actor ha sido concedido ex aequo a Brendan Gleeson protagonista de The Guard , del director John Michael McDonagh, y Patrick Huard por Starbuck del realizador Ken Scott.

En el apartado de cortometrajes, se ha concedido la Espiga de Oro ex aequo a Ticket de Ferenc Rófusz y Il respiro dell' arco de Enrico Maria Artale.

La sección Punto de Encuentro ha premiado como Mejor Largometraje Eldfjall (Volcán) del director islandés Rúnar Rúnarsson. El premio del público de esta sección ha sido para la película española Terrados de Demian Sabini.

Y el jurado de la sección documental ‘Tiempo de Historia” ha concedido su primer premio a Murundak Songs of Freedom (Canciones para la libertad) de Natasha Gadd y Rhys Gram, que también ha logrado una mención del Jurado AECID.

El segundo premio ha sido para el documental Unfinished Spaces (Espacios inacabados) de Alysa Nahmias y Benjamin Murray y Family Portrait in Black and White (Retrato de una familia en blanco y negro) de Julia Ivanova ha logrado el tercer premio de esta sección y ha sido reconocido también con el Premio a la Diversidad Cultural, galardón otorgado por el Jurado AECID.

Una vez enumerado el Palmarés pasamos a criticar la falta de criterio cinematográfico del Jurado… o del director del certamen al elegirlo.

Este año hemos escuchado alguna voz poniendo el grito en el cielo por la baja calidad de las cintas a concurso en la Sección Oficial y por la falta de ambición en la elección de los ciclos del certamen. Ante la primera afirmación constatar que es cierto que el nivel de las películas a competición este año no ha sido de los mejores, pero también afirmar que el nivel medio no ha sido malo, casi todos los films eran aceptables. Solo tres de ellos eran realmente malos “El perfecto desconocido” todo un desastre, “Verdades verdaderas” un mero telefilme sin ningún interés y la última de los aburridos Hermanos Dardenne “El niño de la bicicleta” otra muestra mas de su cansino cine (esta vez quizá un poco menos pesados de lo normal).

El resto de la sección oficial ha tenido un nivel medio en el que solo han sobresalido dos títulos: Starbuck de Ken Scott y "Las nieves del Kilimanjaro” de Robert Guediguian.

La primera es una hilarante comedia dramática que se sustenta en un brillante guión y en una sabia puesta en escena. Todo ello acompañado de unas brillantes actuaciones de todo el elenco, en especial de su protagonista Patrick Huard y de su compañero de reparto Antoine Bertrand, este ultimo es realmente genial, uno de esos actores reales como la vida misma. La peli es un digno retrato de lo que significa la paternidad; un drama con toques de comedia. En mi opinión la mejor peli de este año aunque siempre ha sido muy difícil que se premie a una comedia en Valladolid.

De Robert Guediguian no se puede decir nada malo nunca, ni siquiera en sus trabajos menores. En esta su última película nos habla de lo que realmente es el valor, de donde reside el valor en las personas y en la sociedad.

El valor reside en estar todos juntos, no importa a lo que te dediques, todos somos trabajadores. La valentía de verdad reside en comprender tu trabajo, aceptarlo con todos sus problemas y profundizar en lo que supone en tu vida, y todo ello armonizarlo con la sociedad en la que vives. La valentía de verdad consiste en reconocer cuando te equivocas, “joderte” y seguir adelante. La valentía consiste en apreciar la vida como algo sagrado y aceptar que tiene un final. La valentía consiste en entender el tiempo que nos ha tocado vivir y no cesar en la lucha de un ideal. Consiste en actuar y participar, en no quedarte viendo la televisión. La valentía consiste en buscar la verdad.

Guediguian nos cuenta que ya no existe conciencia de clase, no existe una conciencia colectiva de que todos somos iguales, ni siquiera ahora con cinco millones de parados. La peli nos habla del fracaso de los grandes sindicatos, de cómo las grandes centrales sindicales no entienden nada y no aportan nuevas soluciones a los nuevos problemas.

La película se apoya en un soberbio guión del propio Guediguian y de (cómo siempre) las estupendas actuaciones de sus actores habituales, en especial su mujer Arianne Ascaride. En esta película el Marselles ha recuperado su barrio natal de Marsella (L´Estaque) y con esa elección también ha recuperado la luminosidad del Mediterráneo.

  PUNTO DE ENCUENTRO

Esta sección sigue siendo un cajón desastre de muy bajo nivel en la que este año solo se salva precisamente la ganadora del premio a mejor peli Eldfjall (Volcán) del director islandés Rúnar Rúnarsson. Después de ver esta pedazo de buena peli uno se pregunta, ¿por qué no se ha incluido este trabajo en la mediocre Sección oficial?

 

  TIEMPO DE HISTORIA

En la sección de TIEMPO DE HISTORIA siempre una de las más atractivas del festival lo mejor de este año ha sido: "Espacios Inacabados"   (Unfinished Spaces)

El documental nos cuenta como en 1961, tres jóvenes arquitectos visionarios recibieron, de manos de Fidel Castro y el Che Guevara, el encargo de proyectar las Escuelas Nacionales de Arte, que se levantarían en los terrenos de un antiguo campo de golf de La Habana. Las obras empezaron de forma inmediata, y no tardaron en impartirse las primeras clases en aquel centro pionero, pero con el acelerado tránsito de la revolución a la realidad, el proyecto se interrumpió sin llegar a completarse. Medio siglo después, Castro ha invitado a aquellos arquitectos exiliados a terminar su proyecto. Los sueños de la revolución pronto se toparon con la dura realidad y los sueños se quedaron en eso…  

 

 

 

seminci        sección cine        cylcultural.org

 

 
 
 
.