PALMARÉS

LUZ EN FINANDIA

COPPOLA

 

 
   
   
   
   
  INFORME PREVIO  
   
  
   


    SEMANA INTERNACIONAL DE CINE DE VALLADOLID
                                           - 60 edición -
                                                      del 24 al 31 de octubre 2015

 
 

por Diego Rodríguez

Este año la Seminci se presenta con grandes nombres en la sección oficial. Esperemos que no defrauden. Es una pena que otros habituales “autores” descubiertos en Valladolid y antes fichajes seguros cada año ya no se les vea por estos “lares”. Hablamos de Atom Egoyan, Ken Loach, los hermanos Dardenne, Haneke. Directores que antes estrenaban mundialmente sus trabajos en Seminci, y que con Angulo _ más ecléctico en los gustos cinematográficos_ parece que ya no volverán.


A continuación un listado de lo “a priori” más interesante de la sección oficial:

Galardonada con la Palma de Oro de la pasada edición del Festival de Cannes, Deephan de Jacques Audiard cuenta con un guión del propio director escrito en colaboración con Noé Debré y Thomas Bidegain, quien además debuta en esta 60ª edición como director en la sección Punto de Encuentro con Les Cowboys. El guionista y realizador francés Jacques Audiard debutó en el año 1994 con su primer largometraje Regarde les hommes tomber (magnífica película) presentado en la Semana de la Crítica en Cannes, por el que consiguió el César a la mejor primera película. Su segundo largometraje Un héros très discret (Un héroe muy discreto), fue presentado en la edición del año 1996 en Seminci, alzándose con la Espiga de Plata. Además ha dirigido Sur mes lèvres (2001), De battre mon coeur s'est arrêté (2005), y finalmente llegamos a su obra maestra “Un prophète (Un profeta). Audiard nos ofrece en este film una de las más turbadoras historias de supervivencia carcelaria de los últimos años.

Film hiper-realista en la descripción del ambiente brutal y despiadado de la vida entre rejas, alcanza momentos de gran nivel cinematográfico cuando nos muestra los “fantasmas” del protagonista y sus pequeñas huidas de la realidad entre cuatro paredes. La aplicadísima banda sonora de Alexandre Desplat y la fotografía, densa y desesperada de Stéphane Fontaine, fabulosas ambas, son el perfecto acompañamiento para redondear el film.

Deephan deseamos fervientemente que este a la altura de su filmografía, quizá solo por este film la Edición de la Seminci de este año ya merezca la pena.

Robert Guédiguian (Espiga de Oro por La ciudad está tranquila y Espiga de Plata con Las nieves del Kilimanjaro) regresa a Seminci con su último largometraje, Une histoire de fou, protagonizado por dos de sus actores fetiches, Ariane Ascaride y Simon Abkarian.

El cineasta centra su historia en el genocidio armenio y sus consecuencias a través de una familia instalada en Marsella en los años 70. El hijo, Aram, partidario de la lucha armada contra los turcos, se une a un grupo de activistas y cometen un atentado contra el embajador de Turquía en París. Aram huye a Beirut para unirse a un campo de entrenamiento en el que están agrupados no solo combatientes armenios sino palestinos, vascos e irlandeses, entre otros.
El director marsellés nos puede sorprender con una gran obra como la premiada “La ville est tranquile” o con algo más ligero como “À L'attaque!”, en ambos casos siempre merece la pena.

El chileno Rodrigo Sepúlveda también vuelve al Festival, diez años después de participar  en la sección Punto de Encuentro de la 51ª edición, con su largometraje “Padre nuestro”. Aurora (el título que compite esta edición) está inspirada en una historia real que tiene como protagonista a Sofía, interpretada por la actriz Amparo Noguera, una profesora de Ventanas, ciudad industrial en la costa de Chile. Sofía, en proceso de adoptar un niño, lee las noticias acerca de una recién nacida hallada muerta en un vertedero. La mujer se obsesionará con el destino de la criatura, a la que llama Aurora, e iniciará una lucha para conseguir un lugar donde pueda tener un nombre y ser enterrada.

An (Una pastelería en Tokio), de la directora Naomi Kawase (Francia/Japón/Alemania) se centra en la relación entre un joven vendedor de dorayakis, típico postre japonés hecho de pasta dulce y con un relleno a base de alubias rojas llamado ‘an’, y una anciana que se ofrece a ayudarle con una receta secreta que les llevará al éxito. Seminci presentó su primera película de ficción, Suzaku, en la 42 Semana y diez años más tarde, en 2007, compitió de nuevo en la Sección Oficial con Mogari (El bosque del luto) una de las pelis más fallidas de la directora nipona. El cine de la realizadora nipona está realmente sobrevalorado.

Die abhandene Welt (The Misplaced World), de la realizadora alemana Margarethe von Trotta (Alemania) cuenta la historia de Hildegard von Bingen. En The Misplaced World, la directora logra mezclar diferentes géneros para narrar la historia de Sophie, una cantante de jazz que acepta complacer a su padre en la búsqueda de una mujer que él ha visto en una foto, y que tiene un inexplicable parecido con su madre ya fallecida.

La directora alemana fue galardonada en Seminci con la Espiga de Plata por Hannah Arendt en el año 2012. Uno de los grandes títulos de aquella edición.

The Girl King, de Mika Kaurismäki (Finlandia/Canadá/Francia/Alemania/Suecia). Mika (que no Aki, su hermano más reconocido) es un habitual de Seminci. El director finlandés se centra en la vida de la reina Cristina de Suecia, coronada en 1633 a los 6 años de edad. Su personalidad enigmática y brillante la convirtieron en una joven líder que luchó contra las fuerzas conservadoras de la época, al mismo tiempo que descubría y luchaba por su pasión hacia una mujer, la condesa Ebba Sparre. Mika Kaurismäki ha participado en Seminci con el documental Brasileirinho, en la 50ª Semana, y en la Sección Oficial con Los reyes magos (2008) y Hermanos (2011). El pasado año se proyectó a competición su largometraje Rumbo al norte.

45 Years (45 años), de Andrew Haigh (Reino Unido). El director británico se plantea de nuevo la complejidad de las relaciones humanas, como ya lo hiciera en la magnífica Weekend. En esta ocasión lo hace a través de un matrimonio, interpretado por Charlotte Rampling y Tom Courtenay, a punto de celebrar su 45 aniversario de boda. Durante los preparativos su marido recibe una carta informándole sobre la aparición del cuerpo congelado de su primer amor, muerta tiempo atrás en un accidente de montaña en los Alpes suizos. Este suceso devolverá antiguos recuerdos y abrirá cicatrices cerradas hasta ahora.

El último largometraje del director Pere Vilà (Premio Fipresci de SEMINCI con La lapidación de Saint Étienne en 2012), es una de las pocas películas españolas que compiten en la Sección Oficial. Este año presenta a competición su largometraje L’artèria invisible, sobre el súbito cambio en la rutina de un matrimonio cuando en sus vidas reaparece un chico que tuvieron en acogida y del que, supuestamente, no sabían ya nada.

Fuera de concurso se proyectará Nadie quiere la noche, de Isabel Coixet, que será la película que clausurará la 60ª edición de Seminci. El Festival contará con la presencia de la directora y la actriz Juliette Binoche, su protagonista, que recibirá además la Espiga de Honor de Seminci. El film narra la vida de Josephine Peary (Juliette Binoche) que viajó en 1908 con una expedición al Polo Norte, en búsqueda de su marido, el explorador Robert Peary. En el camino encontrará a una mujer esquimal (Rinko Kikuchi), que guarda secretos que a ella le interesan y con la que se creará un vínculo muy especial. En el reparto está también Gabriel Byrne, que da vida al jefe de los expedicionarios que acompañan a Josephine.

La actriz, ganadora de un Oscar por El paciente inglés (Anthony Minghella) y nominada por Chocolat (Lasse Hällstrom), cuenta además con un César por Tres Colores: Azul  (Krzysztof Kieslowski), proyectada en Seminci en 1993, y el premio a la Mejor Actriz en el Festival de Cannes por Copia certificada (Abbas Kiarostami), película que logró la Espiga de Oro ex aequo en la 55 edición de Seminci. Una de las espigas menos merecidas de los últimos años.

Dejando a un lado la Sección Oficial…

Resaltamos uno de los ciclos que se ha presentado a última hora en formato reducido y a todas luces improvisado.

Coppola y alrededores” tiene como nombre el ciclo y evidentemente tiene que ver con el director californiano responsable de una de las mejores películas de todos los tiempos __que no es “El padrino”__.
El ciclo incluirá cinco películas dirigidas, escritas o producidas por el realizador. De esta manera, el 23 de octubre, un día antes de la inauguración oficial, el Festival ha programado en el Teatro Zorrilla un maratón de cuatro películas: Finian’s Rainbow (El valle del arcoíris) y The Rain People (Llueve sobre mi corazón), ambas dirigidas por Coppola, y THX 1138, de George Lucas, y Hammett (El hombre de Chinatown), de Wim Wenders, producidas por Coppola a través Zoetrope Studios.
De estas cuatro la joya es sin duda THX 1138

http://www.valladolidwebmusical.org/cine/especiales/folsom_827.htm

Y lo que realmente merece la pena ver en pantalla grande es el magnífico documental Hearts of Darkness: A Filmmaker’s Apocalypse (Corazones en tinieblas), de Fax Bahr, George Hickenlooper y Eleanor Coppola.

“…más tarde hablamos sobre si la escena tendría el mismo impacto en la pantalla como la había tenido para los que estaban en el plato durante el rodaje. El ambiente estaba cargado con la posibilidad de que Martin Sheen pudiera golpear a Francis. Reinaba la electricidad emocional de la incertidumbre, cuando cualquier cosa puede suceder. Se habían metido en el territorio personal de un individuo, un hombre solo en su momento más intimo…”


“…anoche me llamo Francis desde Manila. Me dijo que Marty había tenido un infarto, que su estado era grave…”


El excepcional documento que rodo Eleanor __la mujer de Coppola__ en pleno rodaje de su obra maestra Apocalipsis Now es uno de esos “imperdibles” que se recuerdan siempre.

 

 

 

 

 

 

seminci        sección cine        cylcultural.org

 

 
 
 
.