SEXY SADIE.

Telonero. Maryland

Madrid. sala caracol. 29-04-2011.

Quizá era uno de los conciertos más esperados, no sólo por el público madrileño, sino por toda la gente venida de todos los rincones de España que nos encontrábamos en la Sala Caracol.


Hacía días que se había colgado el “sold out” en la puerta. La siguiente fecha programada en la misma sala a punto de agotar sus entradas también.

Llegó el día esperado y tras unos teloneros demasiado tempranos, entramos a la sala justo a tiempo para ver cómo Jaime García Soriano, presentado como “Sr. Nadie”, su proyecto en solitario, hacía su primera aparición de la noche sobre el escenario para colaborar con Maryland, encargados de abrir la noche a los mallorquines Sexy Sadie.

maryland

Puntuales y entre globos y confeti que los fans más veteranos habían llevado, aparecían Sexy Sadie sobre las tablas de la Caracol. Notablemente emocionados por la bienvenida, comenzaron con un repertorio cuidadosamente escogido para la ocasión, muy pocas canciones se echaron en falta a lo largo de la noche.

Con Always Drunk dio comienzo un concierto en el que casi nadie dejó de bailar ni de cantar, sin presentaciones ni pausa nos encontramos escuchando Way I Like it, tema tras el que el grupo saludó al público congregado que, sin duda, quería más canciones de uno de los grupos más importantes de los ’90 en España.

Los fans no pararon de cantar en No sense y Stay Behind me pero fue con A Scratch In My Skin cuando, con los pelos de punta, más fans acompañaron con sus voces a Sexy Sadie.

American Girl, My Home is Not a Place y Here I am nos acercaban peligrosamente al ecuador del concierto, aunque tanto el grupo como el público no decaían. La sala totalmente llena arropaba al grupo en su vuelta a los escenarios. De vez en cuando alguna voz entre los fans se levantaba preguntando por un nuevo disco de los mallorquines, tras lo cuál el grupo reía y callaba.

La siguiente canción en sonar fue Charlie Jones, seguida de Mr. Nobody. En contraposición con uno de los temas más antiguos, los siguientes en sonar fueron No one’s  better, de Translate y No matter how, I feel.

Con I won’t hurt you, I do y Turn me on dieron un pequeño repaso a uno de los discos más afamados de Sexy Sadie: Lost & Found.

Tras tocar My Bike, el grupo abandonó el escenario unos instantes en los que las voces del público pidiendo más canciones no cesaron.

Volvieron a salir al escenario para interpretar Questions y No Way Out, temas tras los que volvieron a dejar el escenario vacío.

I don’t know llenó la sala de nuevo de música y un Brand A New World dedicado a María, una de las fans más veteranas pusieron fin a un concierto en el que se despidieron con Second to last.

Aún así, el público tardó en abandonar la sala, quizá esperábamos unos terceros bises, aunque la música y las luces nos confirmaban lo que nos temíamos, el concierto había llegado a su fin y, sin duda, además de ser uno de los conciertos más esperados del año, quizá llegue a ser uno de los más difíciles de olvidar.

TEXTO Y FOTOS Bea Ramone

 

maryland

 

SEXY SADIE

valladolidwebmusical/cylcultural******crónicas