STROMBOLI
Sala experimental teatro Zorrilla -Valladolid-                                          

Actuaciones de los días 2, 3 y 4 de marzo 2011
Grabación del disco de la formación


Manu Salviejo. Guitarra; Miguel Zapatero, batería; Pablo Sánchez, contrabajo

Suelo acabar mis reseñas de discos con la fórmula retorica: “deseando verlo en directo”. Aquí acabaré con la contraria: deseando escucharlo en disco.

Asistí a la actuación del viernes 4 de marzo. Casi lleno, la tarde invitada a carajillo en café o lectura de “Guerra y Paz” en casa. Pero el esfuerzo merecía la pena: una formación ascendente en el jazz local grababa su disco en directo en la Sala Experimental del Teatro Zorrilla con tomas de tres actuaciones. Hoy día los cds son unas costosas tarjetas de presentación, menos mal que las técnicas de grabación en directo y las ediciones digitales abaratan los costes, tanto en el jazz como en la música clásica y contemporánea se ha impuesto esta inteligente fórmula.

Había visto a esta formación en el formato “cine y música” en el patio Herreriano, me sorprendieron, me agradó mucho lo que vi allí, luego les he seguido la pista por motivos profesionales -Manu es un gran diseñador-. Ahora la actuación era “a palo seco” sin imágenes.

No las necesitan…eso es otro tipo de actuación, que espero no dejen porque es muy interesante -y está de moda, por lo que en tiempos de crisis…-.

Lo que escuché el viernes me sorprendió…hacen un jazz que estamos llamando power trío (muchos son de guitarra, bajo y batería, pero también de piano o saxo sustituyendo a la guitarra…una formación aparentemente básica pero muy eficaz en jazz, en blues, en rock…en clásica!!... algo tendrá para que sea tan universal) los temas son propios, los tres músicos están muy bien compenetrados entre ellos -muchos ensayos, claro- son temas aparentemente sencillos pero muy complejos en la interpretación -acelerando, retardando, stop-chorus, roturas y cambios de ritmo, muy mingusiano todo- pero…hósti (perdón)…lo toman donde lo dejó McLaughling antes de entrar a formar de la banda de Miles Davis (Extrapolation) o donde lo dejó Scofield cuando llamado por el “príncipe de las tinieblas” del jazz (el mismo de antes, que decía Gato Pérez) tuvo que tocar encima de una melodía popular que ponían en la radio. Los primeros discos, con Nussbaum a la batería. Ese fraseo, la guitarra sin apenas efecto, la nota desnuda. La guitarra como elemento armónico y melódico…pero también rítmico (herencia del banjo). Esta sonoridad descarnada, correosa…básica. Duro pero muy buena idea, un punto de partida muy fuerte, muy potente.

Stromboli… una isla con un volcán en medio de un mar en calma (“la mediterránea s´ens mor i tu i jo morirem amb ella”, como cantaban la Compañía Eléctrica Dharma!!! Coño, más guitarras potentes, duras…algo pasa con esta sonoridad que regresa de forma tan fuerte)

Una banda que merece muchas actuaciones!!! Y una sabia elección, grabar entre su público, entre los suyos…como mucho del jazz de los 40, 50, 60, 70…luego ya se hicieron muy yuppies y podían pagarse costosos estudios de grabación. No es este el caso.

Ya estoy deseando escuchar el disco.

Maguil_mar_011
fotos ff_harinezumi 2 y Sergio González

.

 

cylcultural.org     crónicas      agendas