EL RENO RENARDO

Porta Caeli, 01/12/2012. Valladolid

Fría noche la del sábado 1 de noviembre, pero en la que no faltaron risas ni buena música de la mano del Reno Renardo. El lugar de encuentro, Porta Caeli, una sala veterana en lo que es esto de dar conciertos en Valladolid.

Quién le iba a decir a Jevo cuando empezó a tocar en Valhalla que acabaría triunfando en un proyecto de covers de cachondeo que surgió como algo anónimo. Pues la “broma” fue a más, y lo que empezó siendo un proyecto en solitario (él mismo grababa todo) acabó en los escenarios, y necesitando de la ayuda de sus compañeros del grupo para divulgar su sátira cómica en forma de Heavy Metal.

El concierto comenzó poco más tarde de las diez de la noche, por lo que casi nos pilla con la cena en la boca. De pronto, y sin avisar, empezó a sonar la Intro de "El Improperio Contraataca" y subió al escenario un reno con un calcetín de la mano a modo de marioneta para parodiar la famosa escena de Star Wars que da nombre al disco. Tras esa breve interpretación, comenzaron con "ancho cipote", recurso fácil de la canción "Sancho, Quijote" que siempre funciona para que la gente empezara a colaborar (utilizado también por nuestro querido Juan Abarca en “Sancho Panza del Rock”). Tampoco hico falta mucho más; la gente ya venía animada de sus casas. Continuaron con “Señoras”, y como se les estropeó uno de los ventiladores, aprovecharon para enlazar con la siguiente, diciendo que también se les estropea de vez en cuando el ordenador, por lo que interpretaron “Ctrl+alt+supr”.

La noche se fue convirtiendo poco a poco en un diálogo entre el grupo y la gente. Tanto es así que por petición popular interpretaron “La navaja del trueno inmortal” a pesar de que no la tenían preparada. Pero eso poco importó, todos la cantamos como si fuéramos uno solo. La conexión entre el grupo y los allí presentes fue tal que Jevo solicitó a los habitantes de Orcos del Valle que colaboraran en los coros de su futuro nuevo trabajo.

Interpretaron un remix muy completo de varias canciones que comenzó con la que da nombre a su grupo e incluyó canciones como “fiesta palangana”, solicitada por los más fanáticos desde el primer momento de la noche. Cabe destacar el momento en el que interpretaron “hasta la polla”, una de las canciones más características del reno, y que fue cantada por todos con un sentimiento especial. Como no podía ser de otra forma, “Mi casa” fue uno de los platos fuertes de su último disco y, cómo no, del concierto.

Ya de las últimas, se atrevieron con una versión muy suya de “Seek and destroy”, de Metallica, llamada “chicken es pollo” y, para cerrar la noche,  “Crecí” en los 80”.

Sin duda fue uno de los mejores conciertos a los que he asistido últimamente, tanto por la calidad de estos profesionales (lo son, aunque canten tonterías) como de los factores externos; la temperatura de la sala era óptima, el sonido excelente y aunque había mucha gente en la sala, no era agobiante.

A las doce se acabó todo y los componentes del grupo no tuvieron ningún problema en darse un baño de multitudes antes de irse a descansar. Yo me llevé a casa un buen recuerdo, y las ganas de que vuelvan a visitarnos pronto.

 

Crónica: Javier González
Fotos: David Izquierdo

en va web

Valladolid 2010 .... Palencia 2011

valladolidwebmusical/cylcultural******crónicas