UMC (Ultimate Music Cover) + Kissin Dynamite.

Valladolid, Sala Porta Caeli. 20/11/2014

Texto: Candido Cisneros
Fotos: Raquel Granja

Difícil día nos encontramos el pasado jueves 20 de Noviembre para ver a Kissin Dynamite. Venían de meter sólo 50 personas en We Rock, en pleno centro de Madrid el día anterior, miércoles, pero en Pucela entramos el doble. No es que 100 personas sean muchas pero la asistencia de gente a los conciertos en Castilla y León está empezando a despuntar de nuevo, sea cual sea el día (a ver si con suerte termina de despuntar, sea cual sea el artista).

La entrada de la sala estaba repleta de heavies de diferentes pelajes que esperaban a que la banda telonera terminase con su descarga. El grupo en cuestión era UMC (Ultimate Music Cover). Un dúo formado por baterista y guitarrista, acompañados por un maniquí al que cambiaban la cara y ponían una foto del artista cuya canción interpretaban. Versiones muy bien hechas de temas pop en versión heavy metal. Sólo los dos instrumentos ya nombrados y el resto secuenciados. Curioso espectáculo.

Llegó la hora de los cabezas de cartel. Tras la Intro comenzaron con uno de los temas estrella de su recentísimo nuevo disco “Megalomania“: DNA. El público empezó entregado y terminó el concierto en las mismas condiciones y eso lo notó la banda. Siempre atentos con el público y sin parar en ningún momento. La movilidad de todos los miembros de la banda, a excepción del baterista, fue constante. Cabe destacar la labor de su cantante, quien recuerda físicamente a un jovencísimo Axl Rose y que tanto en capacidad vocal como en actitud no tiene nada que envidiar al viejo Axl.

Siguen cayendo temas: “Running Free”, “VIP in Hell”, “She´s A Killer”, “Money, Sex & Power” y “Maniac Ball” dan paso a un solo de batería que, para terminar con esa inmovilidad propia de su instrumento, nos ofreció el baterista, que se quedó solo en el escenario durante unos momentos.


Buen rollo, velocidad, complicidad… Kissin Dynamite arrasó en la noche pucelana hasta que, aproximadamente transcurrida una hora de concierto, de pronto, la música dejó de sonar por un error técnico. Fueron 5 largos minutos que hicieron que todos temiésemos lo peor, pero no fue así. Tras arreglar ese fallo el concierto continuó como si nada hubiese ocurrido.

Tras “God In You” y “Love Me” llegaron las dos baladas de la noche. En la primera, “Six Feet Under” será uno de los guitarristas quien deje su eléctrica y acompañe la voz con acústica. En “FireFlies” serán los dos. Grandísimos temas y grandísimas interpretaciones. Tras ellas, la banda encara la recta final del concierto: “Sex is War””, “Hysteria” y “Swabia” para terminar, haciéndose querer con “Ticket to Paradise”.

Dos minutos fue el tiempo que tardaron en salir de nuevo para terminar de reventar con “I Will Be King”, donde su cantante actuó ataviado con una capa de terciopelo y un cetro, cual rey, y “Operation Supernova”, subiendo hasta lo más alto de la sala sujeto en las rodillas de guitarrista y bajista respectivamente.


Magnífico concierto en el que, lamentablemente para la banda, no asistió más gente pero que los que sí fuimos pudimos disfrutar maravillosamente.

 

UMC (Ultimate Music Cover)

 

Kissin Dynamite.

 

 

valladolidwebmusical/cylcultural******crónicas