Nothink + Viva Belgrado

19-12-15, Sala Penélope, Madrid

Crónica: David González
Fotos: Cristina Cuadrado

La noche pre-electoral nos vamos a la Penélope a disfrutar de una buena noche de rock. Abrían la velada Viva Belgrado. Los cordobeses venían a la capital a presentar su “Flores, Carne” tan aclamado por la prensa especializada. El hype del momento desplegó su mezcla de screamo y post-rock en la sala madrileña, caldeando el ambiente para lo que estaba por venir. Yo particularmente me decanto claramente por la segunda parte de la ecuación ya que sus delicadas y emotivas partes instrumentales transmiten bastante más que los desgarrados e ininteligibles gritos que se hunden entre las capas de guitarras distorsionadas. Intercalaron canciones de su último álbum como “Báltica” y “De carne y flor” con otras de “El invierno” para deleite de los seguidores que se apiñaban en las primeras filas.


Sin apenas despedirse abandonaron el escenario para dejar paso al plato fuerte de la noche, la reaparición de Nothink en su ciudad. Siempre tuvieron mucho tirón en Madrid, y después de su repentina separación hace cosa de 3 años sus fans esperaban con impaciencia un regreso que no decepcionó. Con un set-list muy apropiado en el que hubo tiempo para sus tres trabajos discográficos abrieron la actuación con la épica “Intro” de “Spotlights” que empalmaron con “Welcome to Hill Valley”  y “Kill, kill, genocide” demostrando que querían arrancar con fuerza. “Starting days” de su “Bipolar Age”, del que precisamente se cumplen 10 años de su lanzamiento, sirvió de enlace para otros dos temas cumbres de “Spotlights” como son “Crowns of tragedy” y “Enemy’s meeting point”.

Bajan levemente las revoluciones con la épica “Better than yesterday, worse than tomorrow” que seguida de “Polaroids”, “Straight on back” y “The skyline” nos llevan por fin a la primera incursión en su tercer y último álbum de estudio “Hidden State”. Lo hacen con “Coleman fields”, tema potente y melódico donde los haya que levanta a la poca parte de la sala que no lo estaba ya, enlazando con “The lost & found key” antes de abandonar el escenario para volver al mismo dando paso a un par de invitados para encarar la última parte del bolo. Suben Luis López Pinto al teclado – compañero de Juan Blas en The Big Bench -  y Víctor García Tapia a la guitarra - miembro fundador de Toundra y Minor Empires – para acompañar a Juan, Álex y Miguel en dos de los temas más emotivos de Nothink, pertenecientes ambos a su último álbum, “My broken lady” y “Wherever the river goes”.

Con las emociones a flor de piel llega el fin de su actuación con otras tres canciones de su más reciente discografía, “Era”, “In a row” y “We live on”, con las que se despiden de su público, dando Juan Blas (vestido cual fan de Stryper) las gracias por el caluroso recibimiento y augurando que algo importante se avecina en 2016 ¿será nuevo disco? Esperemos que si.

VIVA BELGRADO

NOTHINK

 

valladolidwebmusical/cylcultural****crónicas