¡Fuego!

AURORA AND THE BETRAYERS .

Auditorio Miguel Delibes. 6 de noviembre de 2015. Valladolid

(Ciclo “Mujeres Cantan”)

Txt. Chail
Fotos Jesús Díez

Aurora and The Betrayers inician su actuación con una intro cantada a dos voces por las chicas del coro, Carolina García y Verónica Ferreiro. En el más puro estilo de los espectáculos de música negra, la estrella Aurora García se hace presente de forma arrolladora al final del número. Si las voces del coro nos atraen y fascinan, la solista nos agarra del cuello y nos empuja a entrar en su música, en su mundo.

 

Forman Aurora y los Traidores un combo ensamblado y potente, bajo la dirección musical de Martín García (Saxo y teclas). Arreglos de viento y de voces muy trabajados, sobre una base sobria y contundente, como debe ser en este tipo de música. Destacan las intervenciones del guitarra de Jose Funko, su alma de rock se desborda por momentos sin desentonar para nada con el tono del grupo.

El  repertorio que bebe de las fuentes del funk y soul americano, en la onda de los nuevos valores de este género como Sharon Jones, Eli Paperboy Reed o Amy Winehouse. Y sin desmerecer de ellos, en absoluto. Cuando se he mamado una música desde la cuna, poco importa el lugar de nacimiento o la raza. Y éste es al caso de Aurora y su banda, está claro desde la primera nota que dan.
Sonaron los temas de su disco de 2.014, “Shadows go Away”, junto con una versión del gran Stevie Wonder, "Joy inside my tears". Este tema dio paso al más exitoso del disco, "If you could be me", para terminar con el desgarrador "From Love to Hate"


Repertorio A&TB, Sala de Cámara del auditorio Miguel Delibes, Valladolid. 6/11/2015

Tuvieron la valentía de terminar el bis con un tema aún inédito, que irá en su próximo disco, "Losing my mind".


Enhorabuena a Aurora and The Betrayers por su magnífica puesta en escena y a los promotores del evento por incluir esta banda en el ciclo "Mujeres Cantan".  La sala de cámara quedó un poco encorsetada para  este torrente de energía. Pero tanto la banda como el público disfrutó de excelentes condiciones para tocar y escuchar música y por supuesto al final no quedó nadie sentado en las butacas. Magnífico espectáculo, gran noche.

 

 

valladolidwebmusical/cylcultural****crónicas