SONIC ANGELS

10-03-2015. Bar Nunca Jamás (Valladolid)

Texto: Jano y Miriam Arranz
                                           Fotos: Miriam Arranz  

 

Los veteranos Sonic Angels llegaron a Valladolid para presentarnos su nuevo álbum Haunted Winter (Speed 2015) en un concierto en el que, por desgracia, estuvieron marcados por la actual ley que limita los directos pero en el que, por otro lado, demostraron una profesionalidad digna de ser alabada.

El trío de Montpellier se subió al escenario con todo su equipo pasado por el limitador, aspecto que enturbió la velada musical y nos imposibilitó poder disfrutar de su característico directo potente y embrutecido…

Peso a todo, los Sonic Angels se plantaron sobre el escenario del Nunca Jamás para ofrecer un auténtico recital que mezcló su calidad musical con su actitud positiva frente a la adversidad, aspecto este último que podría bien ser ejemplo para muchas de las bandas…

Su esencia garagera con toques de punk rock invadió el recinto al ritmo de “She´s The One”, “Getting Better” o “Always Late” en una primera mitad de su concierto dedicada exclusivamente a presentarnos su reciente trabajo Haunted Winter. Sus grandes éxitos fueron reservados para la segunda parte de su directo, haciéndonos disfrutar de un amplio repertorio basado en sus discos Times Are Changing, Learn Love Care And Celebrate, Don´t Mess With The Angels, On The Island Of Ghost Love… mostrándonos con su música el por qué son una banda añeja, valorada y famosa por sus directos, a los cuales dan prioridad absoluta configurando giras enormes por medio mundo.

Sinceramente, a todos nos quedó una sensación amarga al vernos obligados a disfrutar de los Sonic Angels pasados por el limitador… Aspecto que nos tiene que hacer darnos cuenta en qué tipo de ciudad vivimos y, por supuesto, qué tipo de ciudad queremos… Hay que aplaudir la actitud del Nunca Jamás, que está haciendo una apuesta valiente por los directos en su local pero que, por culpa de las actuales normativas, se ve obligado a pasar por el limitador todas las actuaciones perjudicando así la esencia de los directos…

Un 10 para la banda, otro para el bar, otro más para los asistentes y un 0 absoluto para los dirigentes que se están cargando la escena musical pucelana.

 

valladolidwebmusical/cylcultural******crónicas