DÜNEDAIN + KAUCE
Sala Urban Rock Concept, Vitoria-Gasteiz, 18/05/2018

El vienes 18 de mayo teníamos una cita imprescindible en la sala Urban Rock Concept con Dünedain, banda que tras muchos años de esfuerzo ha conseguido hacerse un hueco notable en la escena del heavy metal nacional. Para esta ocasión estaban acompañados de los vizcaínos Kauce, que vinieron para defender su disco "Sin salida" publicado en 2015.

Kauce abrieron actuación alrededor de las 22:20, desde los primeros temas el sonido fue equilibrado y compacto. Pese a contar con un solo guitarrista, el combo vizcaíno transmite fuerza y emoción a la vez. Me llamó particularmente la atención la voz de Iñaki, el cual evocaba ciertas reminiscencias a Héroes del Silencio, algo que no es muy habitual en las bandas de nuestra escena nacional. Dentro de su actuación no pudieron faltar temas como "Cristales" o "Aquella Nota".

Tras unos minutos para el cambio de backline en el escenario, los esperados Dunedain hicieron aparición sobre el escenario con "Legado", tema extraído de su trabajo recientemente publicado "Pandemonium". Pertenecientes a ese mismo disco le seguirían "Bola de cristal" y "Vuela". Desde luego fue un inicio eléctrico; además de la calidad de sonido de la sala Urban Rock Concept, y de la buena labor de su técnico de sonido Iker (Childrain).

Difícil describir el torrente de sensaciones que provoca Carlos (Voz) cuando dispara esas notas agudas que se salen del pentagrama, además de su actitud sobre el escenario, del cual recorre hasta el último centímetro.

Recuperaron más tarde temas de su discografía como "Fiel a mi libertad" y "Noche de sueños"; canción a canción dejaban patente el esfuerzo y recorrido que ha realizado la banda y el buen hacer del que hacen gala. Desde luego si tuviéramos que elegir un protagonista de ese recorrido… seria Toni (Guitarra y voz), miembro fundador de la banda y principal compositor de los temas. He de reconocer que es todo un placer verle tocar y recorrer el mástil a velocidad de vértigo.

Con "Hechizo" llegaba el turno emotivo de la noche, desde mi humilde punto de vista es una balada cargada de energía que erizaría los pelos de cualquiera.

Se sucedían temas como "Mil golpes" y "Melancolía" en los que el público ya estaba entregado y la conexión con la banda era totalmente recíproca, con agradecimientos por parte de la ellos con respecto al calor recibido.

Entre los propios integrantes se hacía evidente no solo la profesionalidad y el buen hacer, sino una estrecha compenetración, sobre todo en los punteos que doblaban Mariano (Guitarra) y Toni (Guitarra y voz). Por su puesto que, el derroche de energía de Alberto (Bajo) en muchos momentos del bolo, nos ponía muy difícil elegir a donde mirar.

Como era de esperar hacia la segunda mitad del concierto, fueron desgranando los clásicos con los que cuentan en su haber discográfico, buenos ejemplos de ello fueron "La rosa negra", "Una razón" o "Mi alma sigue en pie", con los que el público ni pestañeaba ante la energía de Carlos (voz) y la técnica de Toni (guitarra y voz) a las seis cuerdas. Digno de mención debe ser el hecho de que, la banda cultivó una relación cercana entre todas y cada una de las pausas que se sucedieron a lo largo del concierto.

Como final de una actuación mucho más que redonda, eligieron dos cortes insignia de la banda, "Por los siglos de los siglos" extraído de su álbum "La luz de mi oscuridad", con más de una década de solera y su archiconocido "Corazón de invierno" de su álbum "Mágica", el cual fue coreado por gran parte del público.

Sin lugar a dudas, lo que Dunedain ofreció sobre el escenario fue toda una lección de heavy metal, ante la que ninguno de los que nos encontrábamos entre el público quedó indiferente.

A lo recientemente mencionado me gustaría añadir, la profesionalidad de la sala Urban Rock Concept a la hora de producir este tipo de eventos, contando una logística (escenario, técnico, pista de público exenta de molestas columnas) más que envidiable.

   
 

Crónica: César Rodríguez
Fotografía: David Izquierdo