SMILE

El Gran Café. 19 de enero de 2018. León

Texto y fotos: Flucho Wop

 

.

Siguiendo con su tremenda programación de conciertos para este 2018, (ya hace tiempo que me había avisado Guillermo), el pasado viernes 19 de Enero llegaban de nuevo a León, al Gran Café, los getxotarras Smile, otra formación a seguir dentro del enorme abanico en que se ha convertido el indie patrio.

.

Smile fue eso, sonrisa, diversión, espíritu renovador y alegría a raudales; y baile también, mucho baile. El grupo liderado por John Franks ha sufrido una evolución casi natural y absolutamente comprensible hacia los sonidos más electrónicos y discotequeros lo que no ha borrado ni un ápice a su luminosidad y espíritu playero.

Repetían en su visita a León Ferdy Bretón (bajo) y Javi González (batería) acompañados por las nuevas incorporaciones, Miguel Moyano (guitarra, también para grupos como Maldanbera, Bringas o Clarisse) y Antonio Garamendi (Dynamo, Garamendi e incluso productor del “Happy Accidents”) teclados y programación.

.

.


El pasado año 2017 vio nacer el cuarto trabajo de Smile, “Happy Accidents”, y en ello andan, en gira de presentación aunque Diciembre ha sido un buen momento de parón obligados por las fechas y retoman de nuevo con mucha fuerza y optimismo la carretera.

Como escribía John en la contra del cd: “10 canciones como 10 soles”; y no puedo estar más de acuerdo. Comenzaban el concierto con dos temas de su anterior trabajo, “Fight” y “Good old times”, para seguir de lleno con esos “soles” como “Such a long time” (ya con el ukelele en escena) y con un público mayoritariamente femenino, tanto como para llamar la atención.

.

.


John contó una historia de juventud de la sala pequeña del Wendo para introducir un par de canciones de las de arrimarse, “Adela” y “Lucky Day”, pero fue un pequeño lapso ya que enseguida volvieron el ritmo y las ganas de bailar a lo loco. “Do as I want” de su primer disco (momento “a pelamen es un lujamen” y sí, es un alegato nudista en toda regla) con John y su ukelele empezando el tema solos y fuera de micro con el público coreando, cantando el “cause I’m freeee” y silbando, para seguir con “When the lights change” (casi se hunde la sala), “Disposable lovers”, “Born again” o “Light you up” (con Frank metido bailando entre el público). Para cerrar eligieron su “City girl” y sin hacerse mucho de rogar, “Prison” y una electrizante versión de “Sister golden hair” de América que les funciona en todos los conciertos y no descartan grabar en estudio. El final, apoteósico, John saltando en plancha desde el escenario encima del público. Después vendieron y firmaron discos con toda la amabilidad posible y encantados con el público leonés.
Una hora y pico de optimismo; no te cambiarán la vida pero sí la perspectiva, muy recomendables, Sonríe!

.>>

valladolidwebmusical/cylcultural****crónicas